Siegfried Marcus

El Verdadero Inventor del Automóvil

Siegfried Samuel Marcus nació el 18 de septiembre de 1831 en Malchin, en el Gran Ducado de Mecklemburg-Schwerin, en una familia judía. Fue un inventor alemán, hizo varios vehículos de gasolina, el primero en 1864, mientras vivía en Viena, Austria. Comenzó a trabajar a los 12 años como aprendiz de mecánico. A los 17 se incorporó a Siemens y Halske, una empresa de ingeniería que construía líneas telegráficas. Se trasladó a Viena, la capital del Imperio Austríaco en 1852, trabajando primero como técnico en el Instituto de Física en la Facultad de Medicina. Luego trabajó como asistente del profesor Carl Ludwig, fisiólogo. En 1860, Marcus abrió su propio taller que fabricaba equipos mecánicos y eléctricos. Sus principales mejoras incluyen el sistema de relé de telégrafo y dispositivos de encendido como el «Wiener Zünder», una máquina de explosión.

Debido a la ascendencia judía de Marcus, su nombre y todos los recuerdos, particularmente en Austria, desaparecieron bajo los nazis. En 1937, el Movimiento Austriaco Harand contra el Odio Racial había emitido una serie de sellos con judíos prominentes incluido Marcus, que había contribuido a la humanidad en respuesta a la exposición Ewiger Jude (judío eterno) de Julius Streicher en Munich. «A Marcus se le atribuía el mérito de haber inventado el automóvil a gasolina». Con la ocupación alemana de Austria en 1938, el monumento frente a la Universidad Técnica de Viena fue removido.

Siegfried Marcus, construyó cuatro de los primeros vehículos a gasolina del mundo, incluido el primer automóvil con motor de combustión en 1864. Como la máquina no tenía embrague, las ruedas traseras tuvieron que levantarse del suelo antes de poder arrancar el motor, insatisfecho con su desempeño después de una prueba de manejo, Marcus desmanteló el vehículo y asumió otros proyectos. En 1883 se otorgó una patente para un magneto de encendido de bajo voltaje a Marcus en Alemania y se construyó un nuevo motor de gasolina. Este diseño se utilizó para todos los demás motores, incluido el del único automóvil Marcus existente entre 1888 y 1889. Fue este encendido, junto con el «carburador de cepillo giratorio», lo que hizo que el diseño del motor fuera muy innovador. En 1886, la armada alemana estaba usando el motor en sus torpederos. En 1887, Marcus inició una cooperación con la empresa morava Märky, Bromovsky & Schulz. Ofrecieron motores de dos tiempos y, después de la caída de la Patente Otto de 1886, motores de cuatro tiempos del tipo Marcus.

En 1888-1889, Märky, Bromovsky & Schulz construyeron el automóvil que todavía se puede ver en el Museo Técnico de Viena. Este coche hizo que Marcus fuera conocido en todo el mundo. El automóvil fue nombrado Monumento Histórico de Ingeniería Mecánica por la Sociedad Estadounidense de Ingenieros Mecánicos.

En un libro de 1904, «El motor», dice: ¿Quién fue el inventor? Siegfried Marcus es ampliamente reconocido por haber inventado el motor de bencina. En 1950, el Times describió el automóvil del Museo Técnico de Viena como construido en 1875 y el primer vehículo de carretera propulsado por gasolina. En el artículo se incluyó una descripción de su primer viaje de 12 km desde Viena a Klosterneuberg.

Marcus era titular de 131 patentes en 16 países. Nunca solicitó una patente para el automóvil y, por supuesto, nunca tuvo una, sin embargo, fue el primero en usar gasolina para propulsar un vehículo, en la simple carretilla de mano de 1864, pero no se sabe si el auto existente de Marcus funcionó antes de 1890.

Junto al Capitán E von Wohlgemuth de la Armada Imperial Alemana, Marcus inventó un encendido eléctrico de los cañones de los barcos. La ventaja del sistema eran que permitían el disparo simultáneo de los cañones, o la selección de un patrón de disparo particular, y la capacidad de dispararlos desde un puente del barco.

Su siguiente vehículo presentaba un sistema eléctrico notablemente avanzado. Actualmente se conserva en el Museo Técnico de Industria y Comercio de Viena como probablemente el automóvil de gasolina más antiguo que existe.

Debido a que Marcus era judío, las autoridades del museo tuvieron que esconder el vehículo para evitar su destrucción durante la ocupación nazi. Sin embargo los nazis, lograron destruir todos los documentos originales, fotos y solicitudes de patente tanto en Berlín como en Viena.

Marcus fue retirado de las enciclopedias alemanas como inventor del automóvil moderno, bajo la directiva del Ministerio de Propaganda alemán durante la segunda Guerra Mundial. Fue reemplazado por los nombres de Gottlieb Daimler y Karl Benz, a quienes luego se les atribuyó la invención del primer automóvil con motor de combustión del mundo en 1885.

A raíz de las reiteradas solicitudes del inventor Mario Petrucci, el monumento frente al museo de Viena fue reconstruido en 1949. Un año después, el automóvil oculto de Marcus resurgió y disfrutó de una importante restauración.

Marcus murió el 1 de julio de 1898 a los 66 años en Viena y fue enterrado en el cementerio protestante de Hütteldorf, Viena. Posteriormente, sus retos fueron trasladados a una «Tumba de Honor» del Cementerio Central de Viena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *